2016.3-24

Dermatosis de Los pliegues periungueales [Dermatoses of the periungual nail folds]

Patricia Chang1, Emma Yasmina Montejo Camposeco2

1Department of Dermatology, Hospital General de Enfermedades IGSS and Hospital Ángeles, Guatemala, 2Hospital General de Enfermedades IGSS and Hospital Ángeles, Guatemala

Corresponding author: Dr. Patricia Chang, E-mail: pchang2622@gmail.com

Submission: 10.01.2016; Acceptance: 15.03.2016
DOI: 10.7241/ourd.20163.93


Paciente masculino de 27 años de edad que consulta por presentar “bolita que le sangra en ocasiones” en dedo medio derecho desde hace 6 semanas pero que se ha hecho más frecuente en la última semana por lo que consulta.

Al examen físico se encontró una dermatosis localizada al pliegue lateral del dedo medio derecho constituida por neoformación rojiza con costra sanguínea y pequeña ulceración central de más o menos 0.5 cm, la dermatoscopía acentúa estos mismos aspectos clínicos (Fig. 1). Resto del examen físico dentro de límites normales.

thumb
Figure 1: Aspecto clínico y dermatoscópico de la neoformación vascular ulcerada en pliegue lateral dedo medio derecho de un granuloma piógeno.

Inicia su padecimiento hace más o menos 6 semanas después de haberse arrancado un “pellejito” en ese dedo y poco a poco le empezó a crecer una bolita roja que le sangra y es molesto para el motivo por el cual consulta.

Antecedentes familiares y personales sin importancia.

Con estos datos clínicos se hace el diagnóstico de granuloma piógeno del pliegue lateral externo del dedo medio derecho al cual se le realiza electrocirugía resolviendo su afección cutánea.

Los pliegues ungueales tanto el proximal como los laterales son parte importante del aparato ungueal, dando soporte y protección a la placa ungueal [1].

El proximal es una continuación de la parte dorsal de la piel de los dígitos [1]. La cutícula es el producto corneo final de este pliegue actuando como un sello protector para prevenir infecciones [2,3]. Los pliegues laterales cubren y protegen la mayor parte de la matriz y la superficie de la uña [1].

Diversas enfermedades como las dermatológicas, sistémicas, infecciosas, tumorales, reacciónales, reacciones medicamentosas, traumáticas, ocupacionales entre otras pueden afectar estos pliegues [3].

El trastorno más frecuente de los pliegues periungueales es la paroniquia [1,3] que es la inflamación del tejido alrededor de la lámina ungueal. Las vías de acceso de infección pueden ser traumatismos o mecanismos que interrumpan la continuidad de la piel. Se puede clasificar como aguda o crónica, la causa más común de paroniquia aguda es el traumatismo directo o indirecto a la cutícula o a los pliegues laterales. (Fig. 2) [2,4].

thumb
Figure 2: Paroniquia aguda.

En todas las enfermedades del colágeno, el pliegue proximal es el sitio más afectado, siendo el eritema y las telangiectasias hallazgos frecuentes; las hemorragias y la necrosis focal también son observados [5].

Los tumores de Koenen y el quiste mucoide son los tumores más frecuentes a este nivel [2].

Otras alteraciones del pliegue proximal son los hematomas por el uso del oxímetro (Fig. 3), la onicofagia, dermatitis reaccionales (Figs. 4 and 5), reacciones medicamentosas como el eritema fijo pigmentado (Figs. 6 and 7), síndrome de Steven Johnson, Lyell y VIH, vasculitis (Fig. 8), peri onicofagia, padrastros [3,6] (Fig. 9).

thumb
Figure 3: Hematomas del pliegue proximal por uso del oxímetro.
thumb
Figure 4: Lesiones eccematosas de los pliegues periungueales.
thumb
Figure 5: Liquen simple crónico 5to ortejo izquierdo.
thumb
Figure 6: Erupción fija por alopurinol.
thumb
Figure 7: Erupción fija por sulfas.
thumb
Figure 8: Vasculitis por azitromicina.
thumb
Figure 9: Padrastros periungueales.

Las alteraciones más frecuentes de los pliegues laterales son la onicocriptosis y la hipertrofia congénita de los mismos [1].

En la onicocriptosis la superficie de la uña se incrusta en diversos grados en los tejidos periungueales [7]. Se clasifica en 3 estadios clínicos: Grado I: edema y dolor. Grado: II, infección con secreción purulenta. Grado III: signos y síntomas intensificados de los grados anteriores, con hipertrofia de pliegues laterales y tejido de granulación [5] (Fig. 10).

thumb
Figure 10: Onicocriptosis de diferentes grados.

La hipertrofia congénita de los pliegues laterales de las uñas del primer ortejo describe una anomalía caracterizada por hipertrofia de los pliegues, que cubre parcialmente la superficie de la uña. (Fig. 11) [8].

thumb
Figure 11: Hipertrofia de los pliegues laterales.

Las verrugas periungueales son lesiones benignas localizadas alrededor de las uñas (Fig. 12). Algunas lesiones malignas como el carcinoma epidermoide, también pueden afectar estos pliegues, en este caso es de crecimiento lento, tiene bajo grado de malignidad y raramente metastatiza [2].

thumb
Figure 12: Verrugas periungueales.

Los pliegues laterales también pueden ser afectados además de las causas antes descritas por traumatismos, xerosis, infecciones por el virus del herpes simple, vasculopatías asociadas a enfermedades como la diabetes mellitus (Fig. 13), lupus eritematoso sistémico (Fig. 14), artritis reumatoidea, dermatomiositis (Fig. 15), esclerosis sistémica (Fig. 16) entre otras [1,9,10].

thumb
Figure 13: Alteraciones periungueales por diabetes mellitus.
thumb
Figure 14: Manifestaciones subcutáneas por LES.
thumb
Figure 15: Telangiectasias del pliegue proximal por dermatomiositis.
thumb
Figure 16: Telangiectasias del pliegue proximal por esclerosis sistémica.

 

REFERENCES

1. Chang P, Dermatosis de los pliegues ungueales lateralesDermatología CMQ 2013; 11: 243-49.

2. Baran R, Baran R, Dawber R, Haneke E, Tosti A, Bristow I, Periungual tissue disorders. Science of the nail apparatusA Text Atlas of Nail Disorders, Techniques in Investigation and Diagnosis 2003; 3 ed. Londres: Martin Dunitz; 114-132, 140, 145

3. Chang P, Haneke E, Dermatosis del pliegue proximal unguealDermatol Cosmét Méd Quirúrg 2011; 9: 96-101.

4. Rigopoulos D, Larios G, Gregoriou S, Alevizos A, Acute and chronic paronychiaAm Fam Physician 2008; 77: 339-46.

5. Tosti A, The nail apparatus in collagen disordersSemin Dermatol 1991; 10: 71-76.

6. Chang P, Diagnosis Using the Proximal and Lateral Nail FoldsDermatol Clin 2015; 33: 207-41.

7. Dawber R, Bristow I, Baran R, Dawber R, Haneke E, Tosti A, Bristow I, Traumatic disorders of the nail. Science of the nail apparatusA Text Atlas of Nail Disorders, Techniques in Investigation and Diagnosis 2003; 3 ed. Londres: Martin Dunitz; 243-

8. Piraccini B, Parente G, Varotti E, Tosti A, Congenital hypertrophy of the lateral nail folds of the hallux: clinical features and follow-up of seven casesPediatr Dermatol 2000; 17: 348-51.

9. Rider L, Atkinson J, Gingival and Periungual Vasculopathy of Juvenile DermatomyositisN Engl J Med 2009; 360: 21-

10. Schneiderman H, Parke A, Nailing down the cause of periungual lesionsWest J Med 1987; 146: 505-6.

Notes

Source of Support: Nil,

Conflict of Interest: None declared.


CONTENT

SERVICES

Other Resources

Our Dermatology Online

Home
Current Issue
All Issues
Instruction for authors
Submit Manuscripts
Ethics in Publishing
For Reviewers
Readers
About
Editors & Publishers 
Statistics
Copyright
Contact Us